232017Mar

Tuberculosis

¿Qué es la tuberculosis?

Es una enfermedad causada por una bacteria llamada mycobacterium tuberculosis o bacilo de koch que generalmente afecta a los pulmones aunque puede haber formas extrapulmonares como meningitis, tuberculosis ganglionar, osteomielitis vertebral, etc.

¿Cómo se transmite?

Se transmite de persona a persona a través del aire  (al toser o estornudar).

Algunas personas tienen  tuberculosis latente, es decir que tienen el bacilo pero no están enfermos ni pueden transmitir la infección. Sin embargo estos sujetos tienen un riesgo de aproximadamente 10% de enfermar de tuberculosis a lo largo de su vida. Este riesgo se incrementa en personas con alteración de su sistema inmunológico (pacientes HIV positivos, trasplantados, desnutridos, tabaquistas, diabéticos).

 ¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas típicos son: tos (a veces con sangre), fiebre, sudoración nocturna, pérdida de peso, debilidad.Estos síntomas pueden ser leves por muchos meses razón por la cual la consulta médica puede ser tardía y el individuo haber transmitido el bacilo a otras personas. Sin un tratamiento adecuado esta enfermedad puede ser mortal. Diagnosticada a tiempo se puede tratar y curar.

Ante el diagnóstico de tuberculosis en un individuo, es importante que todos sus convivientes consulten al médico para evaluar conducta a seguir.

¿Cómo se diagnostica?

  • Baciloscopía: Se observa en el microscopio una muestra de esputo (espectoración) en busca de los bacilos tuberculosos. Esta técnica no sirve para formas extrapulmonares de tuberculosis.
  • Cultivo de esputo: de utilidad pero demora muchos días.
  • Técnicas de biología molecular (PCR) de diferentes líquidos corporales.
  • PPD (Mantoux): Es una reacción intradérmica por la cual se inyecta una solución por debajo de la piel y a las 48-72 horas se mide con una regla la induración que se produce. El punto de corte para considerarla positiva varía según el tipo de huésped. PPD positiva implica contacto con el bacilo de la tuberculosis, no necesariamente enfermedad. Si es positiva siempre hay que descartar tuberculosis activa. Una vez descartada, si solo hay PPD positiva sin ningún síntoma ni alteración radiográfica, hablamos de tuberculosis latente.
  • Radiografía o tomografía de tórax: para detectar lesiones pulmonares.
  • ¿Quiénes tienen mayor riesgo?

Si bien la tuberculosis puede afectar a todos, hay grupos que son más vulnerables:

  • Personas que viven en países subdesarrollados
  • Pacientes con déficit de su sistema inmunológico (trasplantados, diabéticos, desnutridos)
  • Personas viviendo con VIH: tienen mayor posibilidad de enfermar de tuberculosis.

 ¿Cuál es el tratamiento?

Se trata con una combinación de antibióticos. Generalmente cuatro antibióticos durante los primeros dos meses y luego dos antibióticos los cuatro meses siguientes. Para las formas extrapulmonares esta segunda fase de tratamiento puede ser más prolongada.

Para el tratamiento de la tuberculosis latente se usa una sola medicación.

¿Cómo se previene?

La vacuna BCG previene las formas graves de enfermedad. Se administra una única dosis (intradérmica en el brazo) al recién nacido en los primeros días de vida.

Los pacientes inmunocomprometidos no deben recibirla.

Comité Científico Vacunar





Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *